Champú en seco: cómo aplicarlo y cuál debo utilizar

,
Champú en seco

El champú en seco es un producto que se ha puesto muy de moda. Su frescura es perfecta para hacer que tu pelo luzca más limpio y con volumen cuando no puedes dedicarle el tiempo que necesita.

A pesar de que este tipo de champú se comenzó a utilizar en Estados Unidos en los años 60, aquí lo hemos incorporado recientemente. Y es que esta solución no solo te va a sacar de un apuro por la mañana, sino que es un producto de estilismo recurrente.

No obstante, tiene sus amantes y sus detractores, aunque es posible que este segundo grupo sea consecuencia de no saber utilizarlo bien o de no haber comprado el tipo de champú en seco adecuado. Toma buena nota de los siguientes consejos y ¡descubre por qué es perfecto para dar vida a tu melena!

Qué es el champú en seco

Este es un cosmético capilar indicado para eliminar la grasa en exceso de tu cabello sin tener que utilizar agua. Existen varias fórmulas, como te mostraremos a continuación, y el resultado de todas ellas es increíble.

Sus ingredientes eliminan el aspecto aplastado, el mal olor acumulado en el cuero cabelludo, las impurezas y absorben el exceso de grasa. Así, te permitirán lucir un aspecto de cabello recién lavado, pero con la ventaja de que no habrás necesitado tiempo para lavarlo y secarlo, ya sea porque no quieres o porque no puedes. 

Algunos usuarios afirman que este producto capilar facilita el peinado. Pero lo que más destacan es que pueden lucir un aspecto vigoroso, brillante y limpio sin necesidad de lavar el pelo de manera tan seguida.

Es muy fácil de utilizar y sus resultados son inmediatos; sin embargo, conviene utilizarlo con moderación. No son sustitutos de champú sólido o líquido tradicional, sino que son un buen complemento para utilizar entre lavados. Son ideales cuando tienes un cabello con tendencia grasa y también una gran ayuda para acondicionar el flequillo sin tener que lavarlo.

Beneficios para el cabello

La popularidad que ha cobrado en los últimos años este cosmético no es baladí. Su ventaja más inmediata es que te permite limpiar de forma rápida y eficaz el cabello cuando lo necesites, aunque no es la única. Por otro lado, evitarás lavar el cabello a diario, lo que podría hacer que se resecase en exceso. 

En cuanto a los beneficios para el propio cabello, hay que destacar que le quita el aspecto apelmazado y que le confiere un mayor volumen. Asimismo, facilita el peinado, puesto que lo hace más manejable, y esto lo consigue sin deteriorar o dañar los folículos. Como absorbe el exceso de grasa que se acumula en el cuero cabelludo, si se utiliza a diario durante un largo periodo, podrá estropearlo.

La sencillez, rapidez y practicidad de uso también es una ventaja, pues no necesitas más que agitar y aplicar.

Por último, pero no menos importante, hay que destacar que, en su mayoría, los ingredientes son eco-friendly, es decir, respetan el medio ambiente. ¿Cómo es esto posible? El hecho de utilizar champú en seco un día a la semana puede suponer un ahorro anual de 500 litros de agua, algo nada desdeñable.

Qué champú en seco le conviene más a mi pelo

Como ya te habíamos adelantado, existen distintos tipos de champú en seco. Decantarse por una presentación u otra dependerá de tus necesidades o preferencias.

Champú seco en espuma

Champú en seco

Comprar

Con este formato conseguirás un resultado fluido y sin residuos blanquecinos. Si te preguntas si la espuma mojará tu cabello, que reine la tranquilidad, no lo hará.

Su presentación no te debe engañar, pues se seca con rapidez. Asimismo, recuerda sus beneficios: no te apelmaza el cabello y absorbe el exceso de grasa.

Pantene Champú seco en Espuma Flor de Orquídea es un champú con un agradable aroma a vainilla y jazmín.

Aplícalo desde la raíz sin olvidar los laterales y la nuca. Se recomienda masajear como si te estuvieras lavando el pelo y, después, solo tendrás que cepillarlo. Al menos, esta es la recomendación del estilista de las Kardashian, Jen Atkins.

Champú seco en spray

Esta presentación clásica es, quizás, la más práctica, rápida y sencilla de aplicar, puesto que el spray favorece su extensión sobre tu cabello. A pesar de que es el más utilizado, si no lo haces bien, es posible que te queden residuos blanquecinos.

El cabello fino es el indicado para este tipo, pues obtendrá un volumen adicional. La clave de su utilización para obtener siempre el mejor resultado posible es vaporizarlo a distancia de tu pelo, a unos 15 centímetros. Por otro lado, conviene no rociar de golpe, sino hacerlo por mechones, desde los laterales al centro. En último lugar, la nuca. 

Las zonas que tradicionalmente son más grasas son el flequillo o la raíz, y está pensado para aplicarlo en ellas y renovar tu aspecto. Los expertos indican que debes mover el cabello mientras aplicas el  producto, para conseguir mayor uniformidad y cepillarlo al finalizar, con las manos o un peine. No obstante, si lo deseas, puedes utilizar el secador con aire frío para darle algo más de forma.

Puedes comprar champú seco en spray para cabello graso de Klorane, todo tipo de cabellos de Furterer o para cabellos oscuros de Klorane.

Champú seco en polvo

Está indicado para el cabello grueso o con tendencia muy grasa debido a su concentración y su acción secante para absorber la grasa. La presentación es similar a los polvos de talco y se aplica de forma directa sobre la raíz. Además, como con los otros formatos, debes trabajar por secciones y distribuirlo en aquellas zonas que notes más grasas como, por ejemplo, el flequillo.

Puedes evitar residuos blanquecinos si sacudes los polvos sobrantes. ¿Cómo hacerlo? Utilizando el secador de pelo, con aire frío si es posible, o colocando la cabeza hacia abajo y sacudiendo.

Otros tipos de champús secos

Junto a todos los champús mencionados, también puedes encontrar algunos que no son tan habituales. Estos son:

  • Champú seco en crema. Puedes aplicarlo por todo el cabello, lo que te ayudará a tener un resultado más homogéneo. 
  • Champú seco para cabellos teñidos. Ciertos champús secos controlan la grasa y, al mismo tiempo, colaboran con el color de tu melena teñida y lo mejoran.

Cómo usar correctamente el champú en seco: consejos de aplicación

Para aplicar correctamente un champú seco vas a necesitar entre 15 y 25 minutos. Consta de tres fases.

  • Aplicación. Lo normal es utilizarlo en las zonas que se ven más grasientas. Pero si necesitas hacerlo por todo el cabello, hazlo por partes. De este modo, te asegurarás de que obtienes el mejor resultado posible. Si vas a utilizar una espuma, aplícala por todo el pelo, y si optas por un spray, recuerda hacerlo a unos 15 centímetros de distancia.
  • Fijación. Recuerda mover el cabello al tiempo que lo rocías con el champú y deja que actúe el producto según las instrucciones del fabricante. Para obtener algo más de volumen, puedes poner algo más de producto en la raíz del cabello.
  • Cepillado. Tras este tiempo, masajea el cuero cabelludo y cepilla el pelo para eliminar los residuos. Si lo deseas, puedes utilizar un secador, pero siempre en «modo frío».

¡¿Sustituye al lavado tradicional?

Aunque disimula la suciedad y confiere una apariencia limpia, este producto no sustituye al lavado del cabello. El motivo principal es que no lo higieniza.

Es una buena solución estética temporal, pero no limpia tu melena como necesitas. El lavado tradicional equilibra el pH natural de la piel y permite eliminar las bacterias, por lo que no hay sustituto posible. 

¿Cuándo es recomendable usar champú en seco?

El champú seco está diseñado para utilizarlo entre lavados o siempre que lo necesites. Su objetivo es dotar al cabello de un aspecto más limpio y eliminar el exceso de grasa.

Por otro lado, es perfecto para fijar recogidos y también es adecuado entre quienes se tiñen el pelo, pues prolonga y mejora su coloración.

Recomendaciones de uso para champú seco y que no queden restos blancos

A pesar de todo lo que te hemos comentado en el artículo de hoy, es posible que todavía tengas algunos residuos blancos en el cabello. Si notas que tu pelo se queda demasiado rígido tras la aplicación del producto, te vamos a dar el truco definitivo. Aplica el champú seco la noche anterior.

Si sabes que al siguiente día no vas a tener tiempo para lavarte el pelo, el champú seco es el cosmético SOS que necesitas. Para asegurarte de que vas a estar ideal, desde Mifarma by Atida te recomendamos que lo apliques la noche anterior. De este modo, te aseguras de que tu pelo lo absorba por completo y que el resultado sea mucho más natural. Eso sí, no es tan inmediato como te hemos comentado anteriormente, pero cuando te levantes por la mañana solo tendrás que peinarte de forma habitual.

¿Has probado ya el cosmético capilar que te sacará de apuros? ¿Tienes dudas sobre cuál es el mejor champú en seco para tu cabello? Entra en nuestra tienda online y escoge el adecuado. Además, si tienes dudas, puedes planteárnoslas en los comentarios. ¡Te leemos!

Reme Navarro Escrivá

Farmacéutica y Nutricionista. Licenciada en Farmacia en la Universidad de Valencia en el año 2007, Licenciada en Nutrición en la misma universidad en el 2009. Dedicada al mundo de la salud y la farmacia desde hace mas de 15 años. Entre reunión y reunión en Mifarma escribo éste blog de los temas que considero interesantes para la salud y el cuidado personal.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.